Me he lanzado a escribirte porque no dejo de escuchar que el romanticismo ya no inunda tus calles, que tu asfalto echa de menos los detalles que regalan sonrisas y que hacerle a alguien sentir que todo es posible ya no está a la orden del día en los seres humanos.
Trataré de demostrar con mis letras que en tus rincones se esconden las más bonitas historias de amor, aunque sean ficticias e inventadas por mis desesperados dedos que se mueren por bailar sobre estas teclas.
Recorreré cada milímetro de tu anatomía buscando alguna escena que me inspire, la encontraré y la fotografiaré y entonces le entregaré una carta anónima a aquella persona o personas que inspiraron mis letras, ésta dirá:
'Querido desconocido:
sin pretenderlo has conseguido que un pedacito del diario que escribe Madrid hoy hable de ti, has conseguido que escriba algo que, seguramente, no tenga nada que ver contigo, pero que, sin embargo, es algo que sale de ti.
Enhorabuena, hoy se actualizará con una imagen que, sin permiso, he conseguido robarte y un texto que has conseguido inspirarme, espero que lo tomes como es, un detalle de amor anónimo que solo trata de hacer tu día algo mejor.
http://queridomadrid.blogspot.com.es/'
Prometo arrancar sonrisas sin permiso, prometo hacer de ésto algo que merezca la pena.

jueves, 31 de enero de 2013


#3.


'Y ahí estoy yo, como cada día desde hace tres años, llenando con las notas de mi trompeta el silencio de las calles del pulmón de Madrid, haciendo que el aire sea más puro y que se impregne de una melodía improvisada, como mi vida. Puede que no me crea, que piense que estoy loco o, sin embargo, puede que sea uno de los pocos soñadores que quedan vivos y crea en la magia de la música. Con cada nota que mi vieja trompeta consigue dar el aire se vuelve más puro, es como si la viera, como si la pudiera tocar, la atmósfera cambia y no permite ensuciarse con problemas que siempre tienen solución. Señoras y señores, créanme, se lo cuenta un músico con muchos años a las espaldas, la música existe y va más allá del sonido, es capaz de acariciarle el alma sin que usted se de cuenta y conseguir hacerle sentir que esta vida es, sencillamente, maravillosa.'

2 comentarios:

  1. Cada día me sorprendes más

    ResponderEliminar
  2. Tus palabras también son capaces de acariciar el alma, querida amiga.

    ResponderEliminar